Últimas noticias

Electrocardiagrama autorealizado mediante móvil o tableta

UNIDAD DE REGISTRO Y RECEPCION DEL ELECTROCARDIOGRAMA A DISTANCIA AUTORREALIZADO PARA LA DETECCIÓN DE ARRITMIAS.

Las alteraciones del ritmo del corazón pueden ser de diferente tipo y constituyen un espectro, con diferente significación y manejo terapéutico. Uno de los problemas mas frecuentes en Cardiología es la caracterización de las arritmias, ya que estas en muchos casos no son permanentes y no puede hacerse el diagnostico correctamente si no se registra un ECG en el momento que el paciente las presenta. En muchos casos, su duración es corta y no da tiempo a que el paciente acuda a un centro a realizarse un ECG, el cual puede ser normal fuera del episodio arrítmico. Por ello la caracterización de las arritmias constituye uno de los problemas mas frecuentes en Cardiología, con implicaciones muy importantes desde un punto de vista terapéutico.

La disponibilidad actual de diferentes aplicaciones para los móviles o “tabletas” que permite el registro electrocardiográfico del ritmo cardiaco en todo momento, archivando el mismo o enviándolo a distancia para su interpretación por el cardiólogo, constituye una importante ayuda para el diagnóstico certero y tratamiento oportuno de las alteraciones del ritmo.

Nuestro Servicio de Cardiología ha puesto en marcha una Unidad de registro y recepción del ECG autorrealizado mediante estas aplicaciones, que permiten el registro del ECG por el propio paciente de una forma muy sencilla en el mismo momento que se producen, archivándolo el paciente en su propio móvil, y presentándolo cuando acude a consulta o enviándolo por correo electrónico a nuestra Unidad. Ello permite incrementar la eficacia en la caracterización de las alteraciones del ritmo y en la toma de decisiones terapéuticas.

Esta entrada fue publicada en Cardiología. Guardar el enlace permanente.
  • La diabetes aumenta el riesgo de padecer infartos de miocardio y accidentes cerebrovasculares. Si es diabético, contrólese la tensión arterial y el azúcar en la sangre para minimizar dicho riesgo.

    Los ataques al corazón (o infartos del miocardio) y los accidentes vasculares cerebrales (AVC) suelen ser fenómenos agudos que se deben sobre todo a obstrucciones que impiden que la sangre fluya hacia el corazón o el cerebro.

    Más del 40% de la población mundial vive en países donde no se impide el uso de términos desorientadores y engañosos en los paquetes de tabaco («light», «ligeros», «con bajo contenido en alquitrán»), ninguno de los cuales contribuye a reducir el riesgo para la salud.

    El consumo de tabaco es un factor de riesgo para seis de las ocho principales causas de defunción en el mundo.

    El 80% de los infartos de miocardio y de los accidentes cerebrovasculares prematuros son prevenibles. La dieta sana, la actividad física regular y el abandono del consumo de tabaco son fundamentales.

    La diabetes es una enfermedad crónica que aparece cuando el páncreas no produce insulina suficiente o cuando el organismo no utiliza eficazmente la insulina que produce.

    La hipertensión no produce síntomas, pero puede ser causa de infarto de miocardio o accidente cerebrovascular. Hágase controlar la tensión arterial con regularidad.

    La actividad física durante un mínimo de 30 minutos casi todos los días de la semana ayuda a evitar los infartos de miocardio y los accidentes cerebrovasculares.

    Más del 70% de las muertes por cáncer de pulmón, bronquios y traquea son atribuibles al consumo de tabaco.

    El abandono del consumo de tabaco reduce el riesgo de padecer infartos de miocardio y accidentes cerebrovasculares
    desde el momento mismo en que lo ponga en práctica.

    La diabetes aumenta el riesgo de cardiopatía y accidente vascular cerebral (AVC). Un 50% de los pacientes diabéticos mueren de enfermedad cardiovascular, principalmente por estas dos causas.

    Si se mantienen las tendencias actuales, el consumo de tabaco matará a más de 8 millones de personas al año en 2030.

    La causa más frecuente de los infartos de miocardio y de los accidentes cerebrales cardiovasculares (ACV) es la formación de depósitos de grasa en las paredes de los vasos sanguíneos que irrigan el corazón o el cerebro.

    La epidemia de tabaquismo mata cada año a casi 6 millones de personas. Además, más de 600 000 muertes anuales ocurren entre personas no fumadoras expuestas al humo de tabaco. Mueren de cáncer, cardiopatías, asma y otras enfermedades.

    La ingestión diaria de al menos cinco raciones de frutas y hortalizas, y la reducción del consumo de sal a menos de una cucharadita al día pueden ayudar a prevenir los infartos de miocardio y los accidentes cerebrovasculares.

    El sobrepeso aumenta el riesgo de sufrir infartos de miocardio y accidentes cerebrovasculares. Para mantener el peso ideal, haga ejercicio regularmente y coma alimentos sanos.

    El efecto de la diabetes no controlada es la hiperglucemia (aumento del azúcar en la sangre), que con el tiempo daña gravemente muchos órganos y sistemas, especialmente los nervios y los vasos sanguíneos, y también ojos y riñones.

    Los infartos de miocardio y los accidentes cerebrovasculares constituyen una de las principales causas de muerte en todo el mundo, pero a menudo son evitables.

    Los principales factores de riego cardiovascular son: hipertensión, hipercolesterolemia, tabaquismo, diabtes, obesidad, herencia genética, sedentarismo, mala alimentación y estrés.

    El tabaquismo pasivo es causa de graves enfermedades cardiovasculares y respiratorias: de cardiopatía coronaria y cáncer de pulmón, en el adulto; de síndrome de muerte súbita en el lactante; y de bajo peso al nacer en el feto.

  • Cómo llegar a la clínica

  • Preguntas frecuentes

  • Artículos recientes